El 85% de los mamíferos necesitan dormir periodos cortos a lo largo del día, se podría decir que duermen varias siestas y esto no es diferente con los humanos. Aunque nuestro día está más bien dividido en dos partes, una para dormir y otra para realizar actividades, muchos necesitamos dormir en otros momentos también.
Existen 4 tipos de siestas y éstas pueden convertirse en nuestras aliadas ideales para sentirnos mejor a lo largo del día.